Ваш браузер устарел. Рекомендуем обновить его до последней версии.


 

Flag Counter

   

El monumento a Pedro y Fevrónia los protectores ortodoxos de la familia, la fidelidad y el matrimonio  

El monumento a Pedro y Fevrónia - los protectores ortodoxos de la familia, la fidelidad y el matrimonio fue inaugurado el 08 de julio de 2011 en Samara en la plaza de Gloria. El autor de la composición es el escultor Konstantín Chernyavsky. Pedro tiene en sus manos el anillo de boda, y Fevroniya tiene la paloma. Todo el monumento es hecho del bronce.

Al honor de la instalación de este monumento han traído a Samara la tierra del jardín Gefsimansky, el agua del río Jordán y el icono con la partícula de las reliquias de los santos esposos dignos Pedro y Fevrónia Múromskie.

Todas las creyentes ortodoxas el 8 de julio de cado año festijan el día de la memoria de los santos rusos Pedro y Fevrónia.

Hace quinientos años el príncipe Pedro de la ciudad Murom que sufría de una enfermedad dura, oyó la habla de Diós. Diós le dijo que Fevronia podrá ayudarle curarse y que él debe casarse con ella.

La situación se complicaba por que Fevroniya fue la chagorra. La aristocracia local ha opuesto al casamiento desigual, pero el príncipe ha cumplido la voluntad de Diós. Para la conservación de la unión matrimonial el príncipe hasta tuvo que dejar el trono por un tiempo.

En la hagiografìa es anotado que los esposos eran el modelo de la fidelidad y el amor, en la vejez han aceptado el monacato y poco tiempo después han muerto en una hora. Siendo enterrado en las tumbas diferentes, sus dos cuerpos fueron encontrados en un ataúd de manera milagrosa, dice la leyenda.

Después de esto les enterrarón en Múrom cerca de la iglesia de la Navidad del Virgen del Perpetuo Socorro. En 1547 la Iglesia les canonizó.

El memorial, vertido en el bronce, tiene la altura de 4,6 metros. Los héroes están al pedestal cerca del barco. La vela es levantada, la barca es preparada para la desatracada. Pedro y Fevrónia se tienen de sus manos. El autor del memorial Konstantín Chernyavsky a través de las imágenes y los símbolos pudo enseñar todo el dramatismo de la historia. La trama simboliza el renacimiento de la familia fuerte y feliz.

Ahora los habitantes de Samara tienen el lugar en que es posible rezar y pedir los santos por el refuerzo del vìnculo matrimonial.

A propósito, por la declaración de los responsables de la ciudad, en un año después de la instalación del este monumento, el número de los divorcios en Samara se ha reducido en dos veces.