Ваш браузер устарел. Рекомендуем обновить его до последней версии.


 

Flag Counter

   

El monumento al gran poeta ruso Aleksandr Pushkin

Cuadro realizado por Vasili Tropinin (1827)Cuadro realizado por Vasili Tropinin (1827)

Aleksandr Serguéyevich Pushkin (ruso: Александр Сергеевич Пушкин) fue un poeta, dramaturgo y novelista ruso, fundador de la literatura rusa moderna. Su obra se encuadra en el movimiento romántico. Fue pionero en el uso de la lengua vernácula en sus obras, creando un estilo narrativo - mezcla de drama, romance y sátira - que fue desde entonces asociado a la literatura rusa e influyó notablemente en posteriores figuras literarias como Dostoyevski, Gógol, Tiútchev y Tolstói, así como en los compositores rusos Chaikovski y Músorgski.

La historia de la aparición del monumento a esta persona conocida así como es brillante tanto como la vida misma del gran escritor. Poca gente conoce como el Jardín de Pushkin detrás del Teatro Dramático y el monumento al genio de la literatura rusa surgieron en Samara. Es que nuestra ciudad era la primera ciudad en la región del río Volga, donde erigieron el monumento al gran poeta.

A principios del siglo XX por las diligencias de Alfredo von Vacano (el austríaco, el propietario de la fábrica de cerveza en Samara) el primer busto del poeta fue establecido en el Jardín de Pushkin sobre el pedestal de dos metros del ladrillo estucado. En 1905 Samara se hacía una de 22 ciudades del Imperio Ruso que tenían el monumento a Pushkin. El monumento de la obra de Vadim Nikoláevich Reytlinger sobrevivió a su fundador que murió a principios de 1920 años. Este Pushkin de yeso fue desmontado en 1930 años, ya que su pedestal comenzó a arruinarse.

Es necesario reconocer, había poco lo que vinculaba Samara a Pushkin. Nunca era en Samara, aunque pasaba cerca en 1833, dirigiendo a Orenburgo, para la recogida de unos materiales a la escritura de su novela famosa «La hija del capitán».

El segundo monumento a Aleksandr Sergéevich fue establecido ya después de la guerra, en 1949, en el mismo Jardín de Pushkin, pero ya en otro lugar y sobre el pedestal de la piedra. El busto fue fabricado del hormigón por el escultor Vladímir Nikoláevich Domogatsky de Moscú. El segundo monumento no tenía suerte también – en 1962 el Pushkin de hormigón fue desmontado. Y sólo en 1985 en el Jardín de Pushkin, de nuevo en otro lugar, fue erigido el monumento del metal, que existe hasta ahora. El retrato escultural de Pushkin está sobre el pedestal-columna; la mirada del poeta es dirigida a un lado del río Volga. Este tercero monumento de Samara fue creado por Ígor Borísovich Fedorov, el escultor local, el graduado de la Escuela Artística de Leningrado.

La plazoleta cerca del monumento se hacía el centro de la realización de los Días de Pushkin el 10 de febrero y el 6 de junio. Cada año la gente llega al monumento de Pushkin en Samara para celebrar la fiesta de poesía, leer y escuchar los versos.